jueves, 23 de febrero de 2012

{aprende} evaluar y corregir la tonalidad de la piel, por Eva Gullón

Pin It

No creo equivocarme demasiado al pensar que de todos los tipos o géneros de fotografías que podamos abordar, quizá el más desafiante sea el del retrato, o en el que aparece la figura humana, especialmente el rostro. No sólo por indudables cuestiones que son inherentes a la personalidad del retratado, o siquiera al género humano, sino también por razones técnicas asociadas a este tipo de fotografía que se conjugan deliciosamente con la creatividad.

Como este mes Rebe y Eva lo dedican a la fotografía de recién nacidos y bebés hasta los 3 meses (retratos al fin y al cabo), hoy me voy a centrar en explicaros cómo podemos evaluar la tonalidad de la piel en el proceso de edición, partiendo de unos valores orientativos. Y también cómo utilizar la herramienta de Curvas en PS para realizar correcciones, en el caso de que se precisen.

Lo que os cuente aquí vale orientativamente para todo tipo de retratos, aunque hay apuntes aquí y allí que se centran en algún tipo especial de piel, como es el caso de la de los bebés.

Atención. Pregunta:
Si te dan una paleta de colores y te piden que hagas una mezcla para obtener un color similar al de la piel… ¿sabrías por dónde empezar? ¿sabrías qué colores elegir?¿sabrías cuántos colores mezclar?¿y sus proporciones? … ¿alguna vez te has preguntado de qué color es la piel? Vale, no es sólo una pregunta, son muchas. He hecho trampa. Cuando era pequeña, en las cajas de rotuladores siempre había uno que era un rosa clarito, a veces más saturado, a veces con más negro: ese era el que yo usaba siempre para colorear la piel de mis personajes. Mi hermana y yo lo llamábamos “color carne”. Sin embargo, una vez coloreado el muñequito siempre me parecía que el color no era nada realista. Pero era el más cercano al color real.

Bien, con esto os quiero decir que la piel tiene unos valores cromáticos que se pueden describir (supongo que no os estoy desvelando nada nuevo), pero esos valores sólo son orientativos y nos sirven de referencia para los casos en los que necesitemos corregir problemas de color.

Cuando insisto tanto en lo de orientativo es porque es fácil mirar a nuestro alrededor y darnos cuenta de que no todas las pieles tienen la misma tonalidad o color. Y ya no sólo es cuestión de raza, es cuestión de que cada uno de nosotros es único, incluso en el color de la piel. Por poner un caso: noruegos y griegos son de la misma raza (caucásica o blanca), pero sus pieles tienen tonalidades que se parecen en poco.

Las guías orientativas que os expongo a continuación os van a proporcionar información general acerca del color de la piel, pero NO PODEIS OLVIDAR que sólo son referencias para vuestra evaluación y que en última instancia, la mejor tonalidad a determinar en la piel de un sujeto (vuestro retratado) es AQUELLA QUE VOSOTROS ESTIMÉIS LA ADECUADA. Y esto, ¿por qué? Pues porque vosotros lo habéis visto, habéis estado allí y sabréis mejor que nadie si los valores de referencia funcionan bien en la piel de esa persona o no.

Dicho esto, os pongo una hermosa retahíla de píldoras informativas:
  • En la tonalidad de la piel humana participan el CIAN, el MAGENTA y el AMARILLO. Fijaos en que los valores los expreso en CMYK: por lo visto, así somos capaces de describirlos más certeramente que en RGB
  • El negro sólo está presente en algunas razas (el valor de K, que equivale al negro)
  • Las proporciones de estos tonos que se encuentran en la piel son las siguientes (OJO: es así solo cuando la medición se ha realizado sobre una zona de piel que no se encuentra ni en zona de sombra ni de luces, es decir, se ha medido en una zona de tonalidad media que es donde se supone que la exposición es correcta)
    • MAGENTA: Su proporción media ronda el 25-30%, y siempre será ligeramente inferior al amarillo, entre un 0 y un 10% menos.
    • AMARILLO: su proporción ha de ser superior a la del magenta, aunque esta varía según raza y edad. (Ej. en los bebés es normal que su proporción sea igual a la del magenta, en niños entre un 0 y 5% y en adultos puede llegar a ser hasta un 10%)
    • CIAN: su proporción oscila entre 1/3 y 1/6 del valor del amarillo. Para los bebés este valor suele estar entre 1/4 y 1/6.
  • Las pieles oscuras suelen tener valores más altos de cian, y valores más altos en general en todos los tonos
  • Las pieles claras y pálidas suelen tener valores muy bajos de cian, y valores más bajos en general en todos los tonos.


Por etnia:

  • La raza blanca o caucásica se suele ajustar bastante bien a los valores orientativos propuestos, con el amarillo ligeramente más elevado (0-5) sobre el magenta
  • Las razas asiática y amerindia se parecen mucho: ambas suelen presentar valores de amarillo un poco superiores (0-15) a los mencionados anteriormente. Por ello no es raro que presenten un ligera dominante verde.
  • Los valores tonales de los caucásicos muy morenos (los mediterráneos, por ejemplo) se parecen muchísimo a la de los asiáticos y amerindios de tonalidad media-clara.
  • La raza africana o negra muestra valores muy altos en todos los tonos: el cian se dispara y tenemos valores para el negro.
Foto: evaguein "Niño Massai"
Muestra entre las cejas  C:44% - M:74% - Y:76% - K:7%
Para bebés y niños de raza caucásica o blanca (con todas sus variaciones tonales) vamos a tener en cuenta lo siguiente (lo siento, pero no he sido capaz de encontrar datos específicos sobre bebés y niños de otras etnias):

  • Los bebés y niños se ajustan bien a los valores propuestos, pero su piel es habitualmente más clara y más rosada que en los adultos.
  • Para bebés los valores de magenta a menudo se igualarán al del amarillo o estarán muy cerca de él (entre 0 y 5% más), pero no deberán sobrepasarlo. Esto también sucede en adultos muy rubios y pelirrojos
  • Los valores en todos los tonos suelen ser muy bajos en general.
  • Los recién nacidos suelen/pueden mostrar una tonalidad particular que dispare los valores de magenta (la piel del bebé está enrojecida) y/o dispare los valores de amarillo (el bebé recién nacido puede tener ictericia y su piel es más amarillenta). Bien, en estos casos, profesionalmente no se suele mostrar la tonalidad real en la fotografía, sino que se suelen recurrir a los valores propuestos para bebés y niños para realizar las correcciones pertinentes.
Foto: evaguein "Oh vaya! Y esto... qué es?"
Valentina luce aquí unos dos meses y medio
Muestras: #1 nariz C:10% M:28% Y:28% K:0%
#2 pómulo C:9% M:30% Y:30% K:0%
#3 antebrazo C:15% M:27% Y:27% K:0%
#4 frente C:16% M:32% Y:32% K:0%

Además, luego resulta curioso observar cómo culturalmente los gustos estéticos hacen que:

  • la mayoría de los espectadores prefieran las imágenes más cálidas, más amarillas que magentas, y también más saturadas que en la realidad.
  • el gusto occidental es más de presentar a los individuos con tonalidades más cálidas.
  • el gusto oriental, sin embargo, prefiere presentarlos más pálidos que en la realidad.



EVALUAR la tonalidad de la piel en PS

Vamos a ver cómo funciona toda esta información dentro de photoshop. Aquí tenemos unos cuantos retratos. Con ellos os explico cómo tomar muestras de la tonalidad en la piel siguiendo estos pasos:

1. No sólo vas a abrir la imagen en PS, sino que antes de realizar cualquier evaluación relativa a la tonalidad, es IMPRESCINDIBLE que ¡¡¡ se hayan realizado previamente el ajuste de la exposición con ayuda del histograma y el balance de blancos!!!! De no ser así, las lecturas de tonalidad serán erróneas y prácticamente imposible alcanzar la relación entre tonos de la que venimos hablando hasta ahora.

En mi flujo de trabajo, realizo balance de blancos y ajuste de exposición en Lightroom y luego exporto a PS
Nota: Recordad que para los que utilicéis Adobe Camara RAW podéis consultar en este post cómo realizar estos ajustes básicos.

2. Exposición y blancos listos. Ahora vamos a abrir el panel de Información (pulsando la tecla F8 o bien a través del menú Ventana>información) Aquí veremos la información que proporcionan las muestras que tomamos en la piel del retratado.



3. El siguiente paso es coger la herramienta que nos permite tomar esas muestras que necesitamos. En la barra de herramientas vemos por defecto el cuentagotas ¿verdad? Bueno, pues ese no es el cuentagotas que necesitamos, sino el siguiente que está escondido debajo: haz clic en el cuentagotas pero aguanta presionando unos segundos. Necesitamos la segunda herramienta: muestra de color (Si lo prefieres, presiona la tecla I (i mayúscula) un par de veces y ya está)


4. Antes de hacer nada con esta nueva herramienta, dos cosas:

  • una, en la barra superior de opciones de la herramienta seleccionada cambia el “Tamaño de la muestra” a promedio de 11x11 si tu imagen es muy grande (10 megapx o más) y baja el promedio de la muestra a 5 si es mediana, y
  • otra, dedica unos segundos a mirar detenidamente el retrato en busca de zonas de la cara que presenten una tonalidad media, esto es, que no estén en sombra ni en zona de luces. Por regla general, un buen sitio es entre las cejas o la barbilla. Con niños no es difícil, pero sí lo es con adultos (especialmente mujeres) porque el maquillaje nos puede arruinar la medición; hay que huir de mejillas y de zonas en las que se suele aplicar maquillaje. Si otras partes del cuerpo están al aire: hombros, manos, brazos y reúnen buenas condiciones para tomar una muestra, también valen.


5. Ahora si, adelante, a tomar muestras. Veis que a cada clic que hacéis se queda una especie de señal en la imagen: cada una de ellas lleva un número que le va a hacer corresponder con los resultados asociados en el panel de Información. Solo hay una cosita: los resultados de la muestra se expresan por defecto en RGB ¿verdad? Pues hay que “traducirlos” a CMYK.

Tres muestras: frente, nariz y barbilla
6. En el panel de información haz clic en el icono del cuentagotas, justo debajo del número de la muestra #1 y viaja por el menú rápido que aparece para seleccionar CMYK. Repite con todas la muestras.


7. Cuando termines: evalúa lo que te cuentan los números.

Recuerda que el Cian sea entre un 1/6 y un 1/3 del amarillo y que el Magenta sea inferior (0-5) al amarillo.

Como es el caso de un niño blanco, aunque morenito de tez, esperamos encontrar una piel más clara que la de un adulto, es decir, valores bajos de cian, y más rosadita, es decir, con valores iguales o muy cercanos (0 a 3) de magenta y amarillo.

#1. La relación entre el Magenta y el Amarillo está estupenda, sólo 2 puntos por debajo uno del otro. Sin embargo, tenemos un problema con el Cian, que se encuentra en una proporción muy elevada, siendo poco más su valor de la mitad del Amarillo!!! Además, los valores altos de los números me dicen que la muestra está subexpuesta. Si eso pasa, se puede desplazar el puntito de la muestra hasta una zona cercana con la misma herramienta de muestras (recuerda que se supone que la imagen está en general bien expuesta de acuerdo con el histograma, así que el fallo debe estar en la zona que hemos elegido para la medición si?) Así que para "solucionar" hay que mover el punto a una zona mejor expuesta y bajar ese cian.

#2. De nuevo una relación perfecta de 2 puntos entre Magenta y Amarillo. Y esta vez el cian está bien, ya que es 1/3 del amarillo (10x3) Esta sería una muestra correcta.

#3. Problemas: el valor del Magenta parece un poco subexpuesto y sobrepasa al del Amarillo, y eso no debe ser. Por otro lado, el valor del Cian también es muy elevado. Incluso si fuésemos capaces de aumentar el valor del Amarillo por encima del Magenta, el cian sería ½ del Amarillo. Hay subir un pelín el Amarillo y hay que bajar el Cian después. Para "solucionar" de nuevo hay que mover el punto de la muestra, ya que ese valor elevado del magenta indica que hemos medido en una zona subexpuesta y, después evaluar magenta/amarillo primero y cian/amarillo de último.

Conclusión de la lectura: centrándonos en la evaluación de los puntos tomados podemos decir que la piel parece tener un exceso de cian, el cual hay que quitar con cuidado. La relación entre Magenta y Amarillo parece estar bastante correcta, aunque hay zonas que necesitan de un ajuste local.

Efectivamente, la imagen está tomada en interior y con luz natural pero en sombra de un día nublado aunque luminoso. La temperatura de color de la luz en estas circunstancias es bastante azul, lo cual me hace pensar que mi balance de blancos no ha sido tan certero como pensaba.

Aún así, la sensación general sobre el color que la imagen me proporciona es bastante parecida a la de la realidad: así veo yo las cosas en este interior, con una dominante azul. Sin embargo, también sé que la piel de mi hijo no es azul, y eso me anima a realizar alguna corrección que pueda mejorar las tonalidades.

Otro ejemplo. Aquí tenéis una imagen en las que las 3 muestras que he tomado han querido mostrarse bondadosas conmigo. No es lo habitual

#1 pómulo – C:7% M:31% Y:34%
#2 nariz – C:10% M:32% Y:33%
#3 barbilla – C:11% M:36% Y:37%

CORREGIR la tonalidad de la piel con CURVAS en PS

Pues lo primero a decir aquí (de nuevo) es que los valores que manejamos como los IDEALES para la piel, sólo son orientativos. NO hay que perseguirlos como meta porque con algunas fotos o personas NO FUNCIONAN. Y preguntado un fotógrafo profesional al respecto, su respuesta fue la siguiente: “simplemente con algunas personas funcionan y con otras no, y entonces se hace a ojo. Lo mejor es hacer una foto con un gris neutro o un blanco para luego poder hacer un buen ajuste del equilibrio de color”

Así que sin olvidar esto, para aquellas pieles que se prestan al juego de los números… vamos a corregir la tonalidad de la piel en PS con las temidas CURVAS, y la ayuda de algún que otro truquillo.

1. Evalúa tu imagen en PS tomando muestras tal y como hemos explicado en la primera parte del post.
2. Para corregir las desviaciones de los valores estándar vamos a abrir la herramienta CURVAS como una capa de ajuste, lo cual nos va a permitir actuar indirectamente sobre la imagen a través de una capa concebida para aplicar cambios a la imagen pero sin modificarla realmente, de tal manera que si nos equivocamos tiramos la capa y volvemos a empezar sin mayor perjuicio a la imagen (Menú Capa > Nueva capa de ajuste > Curvas)
3. La herramienta CURVAS trabaja en modo RGB, actuando sobre los canales de color, pero nuestras muestras las vemos en CMY. Por ello hay que tener muy presente la relación que existe entre los primarios/secundarios de los modos de color RGB y CMY. Este gráfico te va ayudar un montón:

Nota: Si te pierdes con esto del RGB, CMYK... o no sabes de que va, lee primero la serie sobre Gestión del color (ya publicadas parte I y parte II)

4. Aquí ves cómo los primarios interactúan a través de la herramienta de curvas: para modificar un tono, hay que actuar sobre el “opuesto”

5. Tras la evaluación de la imagen (tanto por los resultados de las muestras tomadas como por tus propio ojos) tienes que tener MUY CLARO lo que vas a hacer: para empezar, mira la relación entre magenta y amarillo y luego la relación entre el amarillo y el cian.


Ejemplo:
1. Con los resultados de las muestras (ver pie de foto), realizamos las correcciones necesarias con una capa de ajuste de curvas. Para ello selecciona el canal de color sobre el que quieras actuar.

#1 frente C:18% M:32% Y:30% K:0% 
#2 labio C:15% M:29% Y:29% K:0% 
#3 barbilla C:18% M:30% Y:27% K:0%
2. Acción: teniendo de referencia los valores de magenta primero, he de subir el amarillo hasta que su valor sea ligeramente superior al magenta. Recuerda lo que explicábamos en el gráfico de curvas (más arriba) sobre RGB y CMY que para variar el valor del amarillo es necesario actuar sobre el canal AZUL.

Nuevos resultados: #1 frente C:18% M:31% Y:36% K:0%
#2 labio C:16% M:29% Y:31% K:0%
#3 barbilla C:19% M:29% Y:32% K:0%
3. A continuación el cian: está alto y hay que bajarlo. Ha de hacerse con mucho cuidado ya que los demás valores también se van a modificar en cuanto cambiemos los del cian. Actuamos ahora sobre el canal ROJO.

Nuevos resultados: #1 frente C:17% M:33% Y:36% K:0%
#2 nariz C:11% M:31% Y:31% K:0%
#3 barbilla C:14% M:32% Y:32% K:0%
4. Estando bien los números para la piel, el color de los ojos y cabello ha cambiado, el azul de la chaqueta y también el del fondo!!! Toca aplicar una máscara que oculte las variaciones tonales que hemos realizadas para la piel y que no sirven para lo demás. Con la miniatura de la máscara seleccionada (el cuadradito blanco que está junto a la miniatura curvas en la ventana "Capas"), pintamos con un pincel negro (opacidades variables) las zonas de la imagen que no queremos que se vean afectados por el cambio.



5.- Ahora los valores ideales se cumplen más o menos; si todas las muestras no lo hacen no pasa nada. Lo importante es que la imagen haya sufrido una mejora según tu opinión y siempre comparando con el recuerdo que guardas en tu cabeza sobre la apariencia de la persona.
Nota: En mis fotos trabajo con AdobeRGB, y al pasarlas a sRGB han cambiado un poco!!!!… me fiaré de los números.

Caso Especial:
Habrás visto que los valores de los tonos se modifican cuando se realizan correcciones ya que existe una sutil relación entre todos ellos: si mueves el magenta o el amarillo o el cian, los otros valores cambian también y por eso las correcciones han de realizarse con cariño y cuidado.
En algunas ocasiones sucede que tras la corrección de la relación entre magenta y amarillo, el valor del cian aparece muy lejos de lo deseado. Y que cuando queremos corregir ese valor de cian, el valor del magenta se descompensa una barbaridad: todo se nos vuelve de ese tono y da la sensación de que todo se ha estropeado!!! Arrrrghhh !! Solución: pues no hay una que funcione como “mano de santo” , pero puedes probar las siguientes:

  • crea una capa de ajuste de Corrección Selectiva y en los blancos (lo seleccionas en desplegable superior de tonos) reduce el valor del cian.
  • o crea una capa de ajuste de Tono/Saturación y modifica el valor del rojo (desplegable superior)



Ya para terminar, recordar algunas cosillas importantes extraídas de este proceso de corrección:

  • Antes de nada corregir la exposición y el equilibrio de blancos de la imagen, ya que si no lo hacemos en este orden la corrección tonal se hará sobre datos erróneos y no servirá de nada.
  • Si los valores de magenta rondan el 40% (raza blanca), o la imagen está subexpuesta o el punto de muestra no está en una zona de tonalidad media en una imagen bien expuesta. En ambos casos, los valores de cian también serán altos. Para solucionarlo hay que corregir la exposición de la imagen o desplazar el punto de muestra primero y corregir proporciones entre los colores después.
  • Si los valores de magenta son excesivamente bajos, la piel se des-satura y su apariencia se vuelve grisácea. En este caso, hay que subir el valor de magenta y adecuar los demás tonos correspondientemente.
  • El valor del magenta no debe ser superior al amarillo, aunque sí puede ser igual.
  • Cuando la modificación de la tonalidad de la piel afecta negativamente a otras partes de la imagen (ojos, labios, etc)–sucede la inmensa mayoría de las veces-, se usan las máscaras de capa para que las modificaciones tonales (de piel y otras) afecten tan sólo allí donde se desea.
  • Al principio la corrección es un proceso aparentemente lioso que requiere de muchos conocimientos. Bueno, pues en realidad es aplicar una regla muy simple de relación entre tonos; con cuidado y paciencia, tras unas fotos de práctica ya no hay misterios.
  • Recuerda que hablamos de ideales y que tú tienes la última palabra.




“Soy otra Eva. Otra locuela picada por el bicho de la fotografía. Otra mami con ganas de no perderse ni un momento en la vida de sus dos niños (¡hasta que ellos me dejen!), pero también de retratar el mundo que les ha tocado y en el que vivimos. Me gusta la fotografía porque nos permite atesorar lo que hemos vivido para que otros lo disfruten, y me gusta descubrirla en lo que tiene de artístico y personal pero también en lo que tiene de técnico. Hago clic con canon y me encanta compartir lo que sé.”





Ay madre la de cosas que tenemos que estudiar!!! Gracias otra vez Eva por la "iluminación" Voy a preparar la libretita y el boli... que esto tengo que hacerlo unas cuantas veces antes de pillarle el truquito! Y vosotr@s supongo que también... así que no desesperéis en este mar de números... todo es más fácil al ponerlo en práctica (no olvidéis que a veces decir con palabras estas cosas hace que parezcan más complicadas de lo que son!)


Pin It

9 comentarios:

  1. Enhorabuena por el blog es muy interesante y super ameno!

    ResponderEliminar
  2. Que bueno! este post es sumamente interesante y tan clarito y fácil como siempre, justamente me estaba preguntando como corregir los tonos de las pieles de las personas, tuve que sacar fotos en el cumpleaños de mi mamá el otro día y las tonalidades no me gustan nada, gente o muy amarilla o muy roja, ahora con tu ayuda quizás logre que las tonalidades sean similares y lindas :)

    Muchas pero muchas gracias!

    ResponderEliminar
  3. Hola a tod@s, por favor no os dejeis intimidar por la longitud y densidad de este post.
    Cuesta asimilar taaaanta información nueva, pero poco a poco y con algo de práctica, al final todo se resume en muy pocas cosas. Creedme.
    Id sin ansiedad: primero entended la toma de muestras y la evaluación de los resultados, y NO SE OS OCURRA pasar a la corrección sin haber exclamado en algún momento "¡Aaaaahhhh, ya lo entiendo/pillo/cojo!!!! ¿si?
    Y en la segunda parte- la de corrección- muy despacito al mover las curvas. Si os ayuda, tened siempre visible el esquema de la relacion RGB y CMYK, o el gráfico de curvas por canales.
    Podeis practicar con la foto de Valentina publicada para este mes en la sección de REVELATE.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Eva, pedazo de post de lo más interesante, y lo mejor es que lo explicas de una forma que es muy fácil de comprender y llevar a la práctica. Hasta ahora lo venía haciendo "a ojo", creo que a partir de ahora ya será algo más fiable. Muchas gracias!

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Genial!! cuanta información! gracias muchas gracias! ahora a practicar, ya estoy buscando una fotito de une bebé conocido que fotografié hace poco.
    Besos desde Argentina!
    Marga

    ResponderEliminar
  7. Muchas gracias Eva!! es un blog genial ;) y este articulo me viene fenomenal ahora que estoy con el proyecto 365 de mi segundo hijo....se que no tienes mucho tiempo pero si te pasaras y me dieses algun consejo para mejorar te lo agradeceria...es este http://proyecto365guille.blogspot.com.es/
    Un saludo y gracias otra vez

    ResponderEliminar
  8. Sinceramente EXCELENTE! Muy clara la explicación y con un lenguaje ameno.
    Felicitaciones....... y muchas gracias!!! Lo he puesto en práctica y me ha sido de utilidad.

    ResponderEliminar

Y tú que opinas?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...